Cada vez son más las familias que apuestan, o al menos tratan de conocer, cómo es el sistema educativo de los colegios Montessori. Las escuelas de este tipo se basan en las enseñanzas de la pedagoga italiana María Montessori. Entre los pilares de esta metodología se encuentra el fomentar el respeto a los niños del mismo modo que se respeta a los adultos e impulsar la capacidad innata de los niños para aprender por sí solos, es decir, de forma autónoma. Pero, ¿cuáles son las ventajas de elegir un colegio Montessori para tus hijos?


Cada vez son más las familias que apuestan, o al menos tratan de conocer, cómo es el sistema educativo de los colegios Montessori. Las escuelas de este tipo se basan en las enseñanzas de la pedagoga italiana María Montessori. Entre los pilares de esta metodología se encuentra el fomentar el respeto a los niños del mismo modo que se respeta a los adultos e impulsar la capacidad innata de los niños para aprender por sí solos, es decir, de forma autónoma. Pero, ¿cuáles son las ventajas de elegir un colegio Montessori para tus hijos? ¿Y las desventajas? ¡Vamos a verlo!

Los colegios de enseñanza Montessori, ¿cuál es su método educativo?

La enseñanza Montessori cada vez cobra más fuerza, por lo que no es de extrañar que sean muchos los colegios que la oferten en base a este sistema educativo. Se trata de un método por el cual los niños tienen un papel activo llegando a convertirse en el eje central de su propio aprendizaje. Los alumnos marcan cada día lo que quieren aprender y de qué forma hacerlo. De esta forma, el papel del profesor es meramente de guía y de recordatorio de los límites básicos previamente establecidos. Los pequeños cada mañana al llegar al colegio y durante toda su jornada, conocen de forma autodidacta conceptos y conocimientos nuevos que van a adquirir poco a poco por sí solos.

El profesor no tiene el deber de decir a los niños (de diferentes edades en una misma clase) que hoy van a aprender a sumar o hacer oraciones de sujeto y predicado, sino que cada uno establece su propio ritmo y decide qué le apetece hacer durante el día. La educación de esta forma se vuelve personalizada y muy amena. Se parte de la premisa de que todos los niños tiene la capacidad de tomar sus propias decisiones y de sacar partido de ellas. Y es que, según decía la propia María Montessori: ‘Cualquier ayuda innecesaria es un obstáculo para el desarrollo del niño.’

Las ventajas de este método educativo

Parece obvio, entonces, decir que son muchas las ventajas de que los niños vayan a un colegio con esta metodología. ¿Las detallamos una por una para que queden todas claras?

1. Se estimula el desarrollo cognitivo de los niños
El método Montessori desarrollado en los colegios favorece el desarrollo cognitivo de los niños, así como su creatividad al tener gran libertad para experimentar con todo lo que hay a su alrededor.

2. Se fomenta la autonomía infantil
Por otro lado, las habilidades sociales mejoran y se fomenta la autonomía. Los niños que acuden a este tipo de colegios no tienen un carácter tímido ni retraído, algo que les resulta enormemente ventajoso de cara a su vida adulta.

3. Se apuesta por la libertad de movimiento
Este sistema tiene en cuenta la necesidad de los niños de estar casi en constante movimiento. Por lo que en estas escuelas se pueden mover, desplazar y correr cuanto deseen. Por cierto, tampoco hay exámenes ni deberes.

4. Se fomenta el aprendizaje personalizado de cada niño
Cada uno marca su propio ritmo ya sea para leer, escribir o contar del uno al diez. Todas las actividades están creadas para que los alumnos puedan aprender mediante el método ensayo-error sin ser necesario que el profesor corrija a cada rato y esté dando explicaciones diarias. Todos los objetos son manipulables completamente para aprender los conceptos de forma lúdica.

El maestro no pone en la pizarra lo que va a ser la tarea del día, sino que cada niño se marca la propia suya dentro de un guion mínimo que se pone como referencia. Las cualidades como una gran imaginación, una excelente memoria, la atención y el pensamiento crítico se desarrollan al máximo posible.

5. Se trabaja la responsabilidad y el respeto
Otro de los objetivos de los colegios Montessori y que se traduce en una gran ventajas para niños y niñas, es el de lograr la libertad de enseñanza fomentando en todo momento la confianza, la responsabilidad y el respeto.